No me catalogues como rara
solo soy diferente a las demás

martes, 29 de marzo de 2011

Cerrando etapas



Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida.

Si insistes en permanecer en ella, más allá del tiempo necesario, pierdes la alegría y el sentido del resto.

Cerrando círculos, o cerrando puertas, o cerrando capítulos. Como quieras llamarlo, lo importante es poder cerrarlos, dejar ir momentos de la vida que se van clausurando.

Puedes pasarte algún tiempo de tu presente "repasando" los “porqués”, rebobinando el casette para tratar de entender por qué sucedió tal o cual hecho.

El desgaste sería infinito porque en la vida, tú, yo, tu amigo, tus hijos, tus hermanos-nas, todos y todas, estamos abocados a ir cerrando capítulos, a pasar la hoja, a terminar con etapas o con momentos de la vida y seguir adelante.

No podemos estar en el presente añorando el pasado.


 Ni siquiera preguntándonos por qué. Lo que sucedió, sucedió, y hay que soltar, hay que desprenderse.

No podemos ser niños eternos, ni adolescentes tardíos, ni empleados de empresas inexistentes, ni tener vínculos con quien no quiere estar vinculado a nosotros.

No; ¡Los hechos pasan y hay que dejarlos ir!

Por eso a veces es tan importante destruir recuerdos, regalar pertenencias cambiar de casa, tirar documentos, vender o regalar tus libros. Los cambios externos pueden simbolizar procesos interiores de superación.

Dejar ir, soltar, desprenderse......

En la vida nadie juega con las cartas marcadas, y hay que aprender a perder y a ganar. Hay que dejar ir, hay que pasar la hoja, hay que vivir con sólo lo que tenemos en el presente!

El pasado ya pasó.

Por eso .... cierra, clausura, limpia, tira, oxigena, despréndete.

Hay tantas palabras para expresar esa salud esencial .Y cualquiera que sea la que escojamos, nos ayudará definitivamente a seguir hacia adelante con confianza.

¡Esa es la vida!

alicia alvarez

2 comentarios:

GudèLu dijo...

Muy cierto Alicia y necesario solo que hay veces (etapas) que no sabemos cerrar o no lo hemos hecho del todo. Quizá tb esa sea la solución. Ir cerrando puertas o mejor, dejarlas con una rendijita...

A tus PIES

alicia alvarez dijo...

A veces Gudèlu, hay que sacar de tu corazón a quien más se ama, para poder superar la ruptura. Aunque para ello se emplee maneras poco ortodoxas, como decir cosas que no se sienten o que son mentiras, con el fin de poder seguir sobreviviendo sin él.